Ultimas rese?as

domingo, 27 de diciembre de 2015

Pasajero 23, de Sebastian Fitzek

¡Hola a todos! Disfrutando de la intoxicación post navidad (es un clásico de todos los años), de causa incierta, me siento a escribirles esta reseña que no logré terminar de programar el otro día. Fue uno de los libros que con más ansiedad esperé a lo largo del año, ya que al autor había logrado deslumbrarme con Noah, y no veía las horas de tener la oportunidad de leer algo más suyo. Ese momento llegó al fin y pude disfrutar de una historia sumamente intrigante que no paró de sorprenderme a lo largo del relato. A ver si los convenzo de que naufraguen por ella también.

Título: Pasajero 23
Autor: Sebastian Fitzek
Año de Publicación: 2014
Páginas: 389
Editorial: Ediciones B
ISBN: 978-84-666-5764-8
Sinopsis: Martin Schwartz, psicólogo de la policía, perdió hace cinco años a su mujer y a su hijo durante unas vacaciones en el crucero Sultan of the Seas. Nunca se supo con certeza lo ocurrido. Martin no ha logrado recuperarse y busca refugio en su trabajo como agente encubierto en operaciones suicidas.En el transcurso de una misión, recibe la llamada de una anciana dama algo extravagante, que se presenta como autora de novelas de suspense. La mujer afirma que existen pruebas relacionadas con la desaparición de la familia de Martin, y urge a este a que vuelva a embarcarse en el Sultan. Él, que había jurado no volver a poner un pie en un barco, acata sus indicaciones y se entera de que una niña desaparecida semanas atrás en el Sultan ha aparecido… con el osito de peluche del hijo de Martin bajo el brazo.Un crucero es una pequeña ciudad en la que todos los años desparecen decenas de pasajeros: el lugar para el crimen perfecto.¡Muchas gracias a Ediciones B por el ejemplar!



Opinión Personal


Un día, hace mucho tiempo, descubrí que me fascinaban los libros donde se mezclaban las conspiraciones con un caso de investigación. Una fórmula que, con sus obvias variaciones, podemos encontrar en muchos autores, desde Dan Brown, pasando por Marcos Chicot, Stieg Larsson y muchos otros, que podría demorarme horas en nombrarlos a todos. Bendigo el día que sumé a Sebastian Fitzek a esta lista de autores que con sus novelas me mantienen expectante por las cosas que puedan suceder, además de que es alguien que, hasta el momento, no he sentido que se repita (palazo para Dan Brown, cof cof).
Es algo maravilloso leer a Fitzek. Tiene una narración fluida, que no se hace pesada con descripciones innecesarias para la historia, como puede suceder en otros casos. Describe lo justo y necesario, ayudando, además, a mantener la intriga sobre el relato, sin revelar todo de una, cosa que uno siga con los ojos pegados al relato, incapaz de quitar la vista, temeroso de perderse un secreto. Además, posee una genialidad que le permite dar giros de tuerca hasta el último segundo, por lo que, aún cuando uno crea que está prácticamente todo dicho, de seguro quedarán cosas por decir. 
Esta historia me atrapó desde un comienzo, con las citas que lograban posicionarnos en estas pequeñas ciudades que son los cruceros. Personalmente, nunca he estado en ninguno, pero, desde los viejos libros en los que se hablaba de cruceros (alguno de Agatha Christie, entre otros), han evolucionado hasta ser una pequeña ciudad, con negocios en los que comprar, equipadas con servicio médico, internet y demás comodidades habituales sobre la tierra en la actualidad; excepto, quizás, policía. El escenario perfecto para el crimen perfecto. Los rastros son pocos, además que los borra la corriente, hay demasiada gente y demasiados intereses económicos puestos en juego, que funcionan como cómplices en las innumerables tragedias que abundan en altamar. Me tienta revelarles el concepto de Pasajero 23 pero prefiero lo descubran solos. Sólo agregaré que me gustó mucho como lograron entrecruzar la historia pasada con la actual.
Esta historia no sería ni la mitad de fabulosa si no contara con personajes que generaran tamaña empatía en el lector. Martin Schwartz, nuestro protagonista, quién perdió a su mujer y su hijo a bordo del mismo barco en el que ahora se ve atrapado, es alguien que siente que no tiene nada que perder. Su dolor atraviesa las páginas y se hace comprensible a quien lee, quien se coloca de su lado, en lo que sea que venga. Del resto de los personajes no mencionaré mucho, los dedos se me van por el teclado intentando soltar algún que otro spoiler. Sólo diré que uno de mis preferidos es Gerlinde Dobkowitz, la nueva Miss Marple de mi corazón, y que me hubiera gustado saber un poco más del Capitán Daniel Bonhoeffer.
El final logró sorprenderme. Si bien siempre sentí que a la resolución le faltaba algo, me cerraron la boca de golpe. Lograron atar todos los cabos que yo sentía sueltos, y satisfacer mi curiosidad al completo. Como siempre, Fitzek deja un final un poco abierto, quizás para que el lector complete con lo que quiera imaginar, aunque, soy un poco codiciosa y me hubiera gustado que esa historia en particular continuara un par de páginas más. El epílogo hizo que Gerlinde terminara de convertirse en la nueva Miss Marple de mi corazón, y espero que les guste tanto como a mí. Ahora sólo me queda la espera que el señor Fitzek saque un nuevo libro, para seguir disfrutando de la ansiedad que nos trae con sus historias.  

Frase Preferida

  • Tírame cuando me necesites. Recógeme cuando no me necesites.

Recomendado

Si te gustó Noah del mismo autor o Un final perfecto del maestro Katzenbach.

8 comentarios:

  1. Hola Luz! hace mucho no pasaba por acá jaja la verdad es que tenía ganas de leer este libro, pero el final de Bajo el cielo eterno me ganó y me decidí por ese. Veo que tu reseña es muy buena en cuanto a crítica y además por lo que nos contabas aparte, me dieron ganas de leerlo. Creo que cuando un libro te agarra por el lado de los personajes es más lindo aún, porque no hay nada mejor que sentir empatía con la "persona" que está viviendo la historia. Además si te atrapa desde el comienzo con la escritura y encima el final te sorprende, BINGO, un libro genial en tus manos! jaja La frase que pusiste al final me gustó mucho, sin dudas me quedo con las ganas de leerlo. Un abrazo enorme♥

    ResponderEliminar
  2. Tengo pendiente leer algo del autor. Estaa historia parece que tiene una trama muy interesante. Me gusto mucho como hablas de los personajes y la forma en que se simpatiza con ellos.
    Lo tendre en cuenta
    saludos

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola! Le tengo unas ganas enormes a este libro. Leyendo tu reseña, cuando decís que aun cuando esté todo dicho, quedan cosas por decir, me acordé del primer libro que leí de él, Terapia (que te lo recomiendo de acá a China, jaja) y cómo me atrapó y lo sigue haciendo cada vez que lo releo. Es genial que haya logrado crear personajes con los cuales sentir cariño y que no estén vacíos. A ver cuándo me decido por leerlo.
    ¡Saludos! Nos leemos.

    ResponderEliminar
  4. Hola linda! ya te sigo! vengo del #BeeTag Un beso enorme y que andes bien ♥

    ResponderEliminar
  5. Ay no, ya se me antojó leerlo, lo pongo ahora mismo en mi wishlist para comprarlo en cuanto me lo encuentre, haha. Te sigo por el beetag, saludos :)

    ResponderEliminar
  6. Hola Luz! Con todo lo que dijiste en la reseña quiero leerlo!. Me atraen los libros que tengan un halo de misterio y logren atraparte de tal forma como la describes, al punto de querer continuar leyendo para satisfacer tu propia curiosidad y descubrir que va a pasar con el protagonista, son pocos los libros que de verdad consiguen eso. Saludos!

    ResponderEliminar
  7. Hola Luluz! Todo bien?
    Tengo cierto conflicto con Sebastian Fitzek... más bien, aún no me animo a darle una oportunidad a una de sus novelas. Digamos que vi Pasajero 23 en las novedades y la sinopsis no me llamaba mucho (además me llamaban la atención otros libros). Hasta ahora, el único libro que realmente me dio muchas ganas de leerlo es Noah.
    Cuando leo tus reseñas me genera mucha intriga... la forma en la que hablas de los autores que te fascinan es muy genial. No sé como explicarlo... pero usas las palabras perfectas en cada caso. Creo que el hecho de que la narración sea fluida, junto con el hecho de que se entrecruzan dos historias en un punto de la trama, van a ser puntos a favor al momento de decidir si darle una oportunidad a uno de estos libros o no.
    Últimamente estoy notando que los libros que estoy leyendo, los personajes son los que se llevan el papel más importante. Digamos que hay libros en donde la trama es lo fundamental, pero en otros lo fundamental son los personajes y todos los sentimientos que transmiten. Espero haberme explicado (?
    Me alegra que te haya gustado mucho! Voy a tener en cuenta tu reseña, pero sigo insistiendo que Noah me llama más la atención en este momento. Al igual que Mar, la frase que compartiste me gusta mucho. Es muy impactante jajaja
    Un beso!

    ResponderEliminar
  8. Hola! Vi este libro en el centro comercial esta tarde y me gusto, lo deje en mis listas de pendientes y con tu reseña lo leere! Me has convencido ^^ Un saludo desde paginasysonrisas.blogspot.com Te espero en mi blog :D

    ResponderEliminar